El Blog

Calendario

<<   Diciembre 2017    
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Sindicación

Foros

Un Suplemento de:

Alojado en
ZoomBlog

Discursos Institucionales

Blair y Zapatero en Rueda de Prensa Conjunta

Por Testigo Directo - 3 de Octubre, 2006, 20:00, Categoría: Discursos Institucionales

Comparecencia de prensa del Presidente del Gobierno y del Primer Ministro británico

Madrid, martes 3 de octubre de 2006

   

Sr. Rodríguez Zapatero.- Buenas tardes a todos. Gracias por acudir a esta comparecencia de prensa.

Quiero, ante todo, expresar mi satisfacción y mi agradecimiento por la visita de Tony Blair. Es una nueva ocasión en la que nos hemos reunido y vamos a continuar, y sirve para certificar las buenas relaciones entre España y Gran Bretaña, y entre nuestros Gobiernos. Tenemos un ejemplo reciente: un acuerdo sobre Gibraltar después de hace más de veinte años sin acuerdos sobre Gibraltar, un acuerdo positivo para todos, especialmente para los ciudadanos y para la zona, que ha permitido tener una nueva perspectiva, una nueva situación. El diálogo, una vez más, es el mejor camino para obtener frutos positivos.

Somos dos grandes países europeos, dos de los países más prósperos y con mayor crecimiento del mundo desarrollado. Somos dos países empeñados en que Europa represente crecimiento, innovación, competitividad y seguridad, y dos países comprometidos en los principales asuntos de la agenda internacional y de la Unión Europea: inmigración, Oriente Medio, situación en el Líbano, Irán, situación de Sudán, lucha contra el terrorismo, cooperación y ayuda al desarrollo. Éstos son los temas que están en nuestro diálogo de esta tarde y de mañana, en donde hay muchas coincidencias.

También hemos estado analizando la situación del proceso de paz en Euskadi y recibiendo mucha información de lo que ha sido el proceso de paz en Irlanda del Norte. Quiero destacar hoy que siempre en todas las conversaciones que he tenido con Tony Blair su experiencia me ha resultado muy útil; la conversación de hoy, también, y quiero agradecerle públicamente el apoyo que siento de su Gobierno hacia nuestro Gobierno en lo que representa siempre un proceso difícil, complicado, como es un proceso de paz ante un grupo terrorista.

Somos dos países europeos, dos grandes países europeos; pero quiero destacar que, a veces, pasa desapercibido que tenemos una gran relación económica. El pasado año, 2005, España exportó al Reino Unido por valor de trece mil millones de euros e importamos a nuestros amigos británicos por valor de trece mil millones de euros. Estas cifras están creciendo en 2006, afortunadamente.

El turismo es un capítulo especial, singular, y quiero recordar el dato: en 2005 hubo más de cincuenta y cinco millones de turistas en España, de los cuales dieciséis millones fueron británicos. El 30 por 100 de nuestro turismo viene de Gran Bretaña. Dice mucho del buen criterio de los ciudadanos de tu país, Tony.

Además, la inversión directa del Reino Unido en España es de veintiún mil millones de euros, es el tercer máximo inversor en nuestro país después de Francia y Estados Unidos, y la inversión española en el Reino Unido es de catorce millones de euros. Es el segundo destino de la inversión española en el exterior, el segundo país donde más inversión exterior tenemos es Gran Bretaña.

Estos datos son significativos y explican que en nuestras relaciones los temas económicos, el progreso económico, el crecimiento y la innovación sean prioritarios. Por ello, hemos convenido en incrementar nuestra colaboración en el ámbito del factor clave del progreso que son la innovación y la investigación. Vamos a encargar la elaboración de un acuerdo en materia de investigación entre los dos Gobiernos en dos áreas específicas: biotecnología y energías renovables. Gran Bretaña tiene un crecimiento espectacular en estas dos áreas y queremos compartir investigadores, queremos compartir financiación, queremos compartir experiencias empresariales y vamos a poner a nuestros equipos a elaborar un proyecto de acuerdo en estas dos áreas singulares.

Por último, hemos abordado también el problema de la inmigración que, junto a los aspectos de competitividad, innovación y Objetivos de Lisboa, estarán presentes en la Cumbre informal de Lahti en Finlandia.

Quiero también agradecer el apoyo que siempre he sentido de Tony Blair sobre la política de inmigración. Fue muy específico, porque en la Cumbre informal de Hampton Court pudimos empezar a dar un paso adelante en lo que ha de ser una política cada vez mucho más activa y comprometida de la Unión Europea en materia de inmigración legal e ilegal y en materia de cooperación. Lo haremos en la próxima Cumbre informal y, si tenemos que hablar de inmigración ilegal, sin duda alguna es hablar de África.

África ha sido y es uno de los objetivos fundamentales de la política de Tony Blair e impulsó en el ámbito del G-8 iniciativas de gran trascendencia en relación con la deuda y la cooperación. España ha hecho un Plan África y estamos comprometidos para que la Unión Europea asuma cada vez con más decisión, con más recursos, expectativas de desarrollo para el continente de la desesperanza.

En definitiva, Europa como motor de crecimiento y de innovación. Pueden decirlo dos países que ofrecen datos económicos muy notables. Permítame que, precisamente hoy que hemos conocido el dato del paro, subraye que es un dato sobresaliente. Es un dato que nos permite pensar que la economía española está creciendo por encima del 3,7 por 100; que está rebajándose el paro como nunca desde la transición democrática; que tenemos una oportunidad de crear empleo estable y que estamos comprometidos a que nuestro país sea, como lo es Gran Bretaña, un país de innovación y de competitividad en un mundo globalizado.

Quiero, por tanto, expresar mi gratitud, y de manera muy singular, a Tony Blair por un punto concreto, que saben que era un objetivo trabajado y difícil del Gobierno de España en la negociación de las Perspectivas Financieras. Nuestro objetivo era que Europa se comprometiera con el desarrollo tecnológico de España y teniendo Tony Blair, teniendo Gran Bretaña, la Presidencia de la Unión Europea, llegamos a un acuerdo en Perspectivas Financieras y España obtuvo un fondo tecnológico de dos mil millones para nuestras empresas, que nos va a ayudar enormemente en ese objetivo de la innovación y de la competitividad. Puedo resaltar que no se nos olvidará nunca que ese fondo lo conseguimos con Presidencia británica y siendo Primer Ministro, Tony Blair. Lo quiero reconocer y agradecer hoy aquí, en mi país, porque fue un trabajo difícil.

Eso es todo lo que quería aportar desde mi punto de vista y, ya que estamos aquí, en España, creo que es lógico y de recibo que desee a Tony Blair lo mejor en su futuro, tanto en la vida pública, como en la vida privada.

Sr. Blair.- Lo primero que quiero decir es que estoy encantado de estar de nuevo en España y de tener una reunión tan buena y constructiva con el Presidente Rodríguez Zapatero, que continuaremos durante la cena y también mañana.

Creo que está absolutamente en lo cierto en que la relación entre el Reino Unido y España es hoy una muy fuerte relación. Me gustaría agradecerle todo el buen trabajo que se ha hecho con respecto a Gibraltar, que es importante; pero también creo que tiene toda la razón en resaltar el potencial para la cooperación entre nuestros dos países en la economía actualmente. Lo cierto es que España es una historia de éxito considerable en lo económico. Quiero decir que sus resultados en cuanto a empleo en los últimos años han sido notables, la tasa de crecimiento es muy, muy, fuerte y el comercio entre nuestros dos países ahora abarca un amplio espectro de negocios en la industria.

Por supuesto, la relación turística es una parte principal de la relación; pero mientras que tal vez incluso hace diez años nos hubiéramos centrado en el turismo como relación económica, creo que hoy está muy claro que esta relación está mucho más integrada a nivel industrial y empresarial, como he dicho, a través del espectro de actividades.

Es la razón por la que me complace mucho estar de acuerdo en que trabajemos juntos en investigación y que intentemos unirnos y garantizar que tengamos una cooperación conjunta, ya que creo que el futuro de nuestras dos economías y de la economía europea está en el alto valor del sector y en garantizar que aprovechamos el enorme potencial que hay en la biociencia y en la biotecnología, pero también en las tecnologías cada vez más asociadas al crecimiento económico sostenible y al medio ambiente. Nosotros justamente nos hemos fijado un objetivo en el Reino Unido que pensamos que duplicará y volverá a duplicar nuestra contribución a la renovación de las fuentes de energía. Tendremos que hacer las inversiones en investigación que hagan eso posible.

Creo, en relación con la biociencia y la biotecnología, que el potencial para creación de empleo y de crecimiento en economías como las nuestras es enorme. Hemos visto cómo se multiplicaba varias veces el número de empleos en estas áreas en los últimos años y ahora queremos trasladar esto a un nuevo nivel. Tenemos que ser conscientes del hecho de que países como China e India ya no compiten en productos de bajo valor añadido, sino que ahora compiten en los sectores más importantes, y China está creando buenas universidades que están vinculadas al mundo de los negocios y al mundo de la ciencia. Nos vamos a enfrentar a una dura competencia en los años venideros y la colaboración entre economías como las nuestras creo que será una parte vital para sobrevivir en ese mundo. Por eso, es una parte importante de nuestro trabajo en común.

En cuanto a la emigración y la inmigración ilegal a Europa, me gustaría agradecer al Presidente Rodríguez Zapatero su liderazgo en esta cuestión en Europa, que ha sido importante. Estoy totalmente de acuerdo con él en que Europa tiene que adoptar una posición más fuerte en la protección de sus fronteras y también en nuestras relaciones con los países de los que proviene la emigración. Creo apasionadamente en África como una causa moral, pero también creo que redunda en nuestro propio interés intentar garantizar que esos países, que de lo contrario se convierten en una fuente de emigración incontrolada, reciban ayuda para resolver sus propios problemas y cuestiones para que se reduzca la presión que están creando en el resto del mundo. Creo que podemos de nuevo trabajar estrechamente en este tema en el futuro.

Finalmente, en relación con el País Vasco, quisiera una vez más aplaudir su iniciativa en adoptar este camino. Mañana tendremos un informe publicado por nuestra comisión de supervisión independiente que controla las obligaciones que tienen todos para terminar con la violencia. Espero que el informe sea positivo. Si es así, indicará que el conflicto está realmente superado y que podemos empezar a construir un futuro seguro. Pero lo que he aprendido es que este informe será muy, muy, importante, para los próximos nueve años del proceso.

Nada de esto puede funcionar si uno no tiene una determinación paciente de tener éxito. Habrá muchos altibajos y muchas dificultades, y es importante que lo diga, a lo largo del camino; pero siempre merece la pena intentarlo y merece la pena perseverar. A veces es muy difícil hacerlo pero, en mi opinión, lo correcto es hacerlo. Por lo tanto, le deseo todo el éxito en esto.

Una vez más, muchísimas gracias por esta maravillosa acogida.

P.- Por su experiencia, señor Primer Ministro, en Irlanda del Norte, ha sido de gran ayuda para el Presidente Rodríguez Zapatero, como él mismo ha dicho. ¿Qué esperanza tiene en que se restaure un poder compartido en Irlanda del Norte? Usted sabrá, por supuesto, qué hay en el informe de mañana de la comisión de supervisión; por lo tanto, ¿cuál es su valoración mientras nos acercamos al plazo de noviembre?

Sr. Blair.- Espero que, si el informe es positivo, la gente entenderá que es la demostración más clara posible de que el conflicto está realmente superado y de que juntos podemos construir un futuro compartido. Ahora bien, en última instancia son las partes implicadas las que deben llegar a un acuerdo. Nuestra tarea es intentar y facilitar esto; pero, cuando miramos a los últimos años en Irlanda del Norte, vemos que ha habido un enorme progreso y en especial, en estos últimos meses, creo que hay mucha más esperanza y optimismo allí.

Como saben, hemos aprendido a través de una larga experiencia que eso no siempre se traduce en progreso político, pero creo que el verano ha sido un buen presagio para Irlanda del Norte. Como saben y como he dicho hace un momento, lo cierto es que resolver estas cuestiones que duran desde hace mucho tiempo es una tarea difícil, no se produce de la noche a la mañana y que habrá constantes obstáculos que aparecerán en el camino hacia el progreso; pero sólo hay que seguir adelante y espero que el informe de mañana confirme que hicimos bien en seguir adelante.

P.- Mi pregunta es para el Primer Ministro británico. Desde su experiencia en el proceso de pacificación de Irlanda del Norte, ¿qué recomendaciones le ha hecho o le puede hacer al Presidente del Gobierno español para el proceso en el País Vasco, que parece que atraviesa un momento de bloqueo? ¿Cómo solucionó usted en su momento momentos como éste que parece que se está produciendo?

Dada su amistad con el anterior Presidente del Gobierno español, con el señor Aznar, conservador, ¿va a aprovechar o ha aprovechado en algún momento para hablar con los líderes del Partido Popular para que de alguna manera colaboren institucionalmente, como ocurrió en el caso británico?

Si me permite el Presidente del Gobierno español, una cosa muy breve. ¿Comparte usted esta idea, que yo tengo y que tenemos más periodistas, de que efectivamente el proceso de paz está bloqueado? Si no es así, ¿se han iniciado los contactos o estamos sentados y estamos en el camino, como dijo ayer el Lehendakari?

Sr. Rodríguez Zapatero.- Lo ha afirmado en la pregunta. No me gustaría desmentir, por supuesto, lo que puede ser una reflexión. El proceso de paz se inició hace seis meses; existían elementos positivos, como vine diciendo, durante los meses anteriores y el proceso de paz continúa. Como he dicho muchas veces, será largo y tendrá altibajos, como ha recordado Tony Blair desde su experiencia; pero tenemos datos positivos: más de tres años sin víctimas mortales y seis meses de alto el fuego. Desde la perspectiva de lo que fue el proceso en Irlanda del Norte, de lo que ha sido, sin duda alguna son dados positivos.

El proceso continúa, pues. Será largo, duro y difícil, lo he dicho muchas veces; tendrá altibajos, pero el objetivo es tan importante para Euskadi y para el conjunto de España que va a continuar. Como ha dicho Tony Blair , merece la pena.

Sr. Blair.- En primer lugar, evidentemente, esto le corresponde a España y no es asunto mío entrar en esa política interna. Pero me gustaría decir sólo esto: hay una importante indicación de que desde hace más de tres años no ha habido muertes, han tenido ahora un alto el fuego creo que desde hace seis meses y mi experiencia de esto es que, a veces, parece que hay un bloqueo o te ves desviado del camino que deseas tomar. Todo esto es una parte natural del proceso.

Éstas son disputas de hace tiempo que no se resuelven de la noche a la mañana. La gente lo siente con pasión, han muerto personas, no es algo fácil de resolver; pero, por otra parte, si existe voluntad de resolverlo y la gente aplica el tipo adecuado de lo que yo llamaría determinación paciente en otras palabras, entender que hay momentos en que se avanza deprisa, que hay momentos en que se avanza menos deprisa y que hay momentos en que parece casi estacionario, realmente si siempre haces lo posible para hacer que avance, se consigue si la gente después aplica la imaginación y la creatividad adecuada al modo en que se le da a la gente una salida al final.

Desde luego, yo pienso que es así para Irlanda del Norte, aunque no estoy cualificado para hablar del País Vasco, creo que muchas cosas coincidieron: hubo un liderazgo dispuesto a asumir riesgos por la paz, hubo una sensación entre la gente de que estaban cansados del conflicto y hubo una cosa más, que era la sensación de que en el mundo moderno este tipo de conflicto en el que personas totalmente inocentes pierden la vida es algo totalmente ajeno al siglo XXI.

Así pues, todas estas cosas coincidieron y pienso que en nuestro caso ha funcionado; pero creo que el Presidente está en lo cierto. A lo largo de todo el camino ha habido gente diciéndonos que no iba a funcionar, o que se estaba desmoronando, o que éramos ingenuos. Así son las cosas. Si crees en ello, sigues adelante.

P.- En la cuestión de inmigración, España ha criticado en los últimos meses que sus socios europeos no ayudaban lo suficiente en este problema. ¿Está satisfecho con que Gran Bretaña y Europa están haciendo hecho lo suficiente?

Para el Presidente del Gobierno Rodríguez Zapatero, ¿en qué le gustaría que países como Inglaterra ayudaran?

Sr. Blair.- Hablando francamente, creo que en el caso de Gran Bretaña estamos dispuestos a hacer todo lo posible y creo que eso significa, concretamente, reforzar las fronteras de Europa, poner más esfuerzo en ello, y también significa trabajar muy duro en las fuentes de esta emigración, en África. Éste es un ejemplo clásico. Cada uno de los países de Europa se enfrenta hoy al problema de la inmigración. Si se hiciera una encuesta de opinión en cualquier país europeo preguntando qué importancia le dan hoy a la emigración, en cualquier país europeo estaría arriba del todo. Eso es porque se están produciendo grandes oleadas de emigración, los países de Europa del Este están entrando en la Unión Europea y el mundo está cambiando muy deprisa.

Ahora bien, al final pienso que la emigración produce un auténtico beneficio económico si está debidamente controlada y gestionada, y nuestro país es prueba de ello. Creo que en muchos sentidos España también lo es. Por otro lado, causa dificultad, especialmente si la gente piensa que está llegando de forma incontrolada e ingobernada.

Éste es el ejemplo clásico de una cuestión sobre la que Europa debería trabajar unida, porque a los países en solitario les resulta difícil. Si trabaja unida, Europa puede marcar una diferencia y por eso creo que necesitamos hacer más. Ciertamente, en lo que a nosotros respecta, estamos dispuestos a una cooperación transeuropea en toda Europa para conseguir que se haga.

Sr. Rodríguez Zapatero.- He referido hace un momento que he tenido siempre el apoyo del Gobierno de Tony Blair en materia de inmigración, de manera singular en que Europa abordara este problema con voluntad de liderazgo y de compromiso a fondo. Fue muy importante el debate que hubo en la Cumbre de Hampton Court , en la Cumbre informal.

A partir de aquí, Europa, la Unión Europea, tiene que ir más rápido en asumir compromisos en materia de inmigración. No es infrecuente que la Unión Europea tarde o se lleve su tiempo. En definitiva, es una institución integrada por veinticinco países, con una Comisión, el Consejo…, con una arquitectura institucional complicada; pero es la Unión Europea.

Hoy ha habido una buena noticia de FRONTEX, que ha anunciado que va a duplicar los medios y que va triplicar el personal del que va a disponer para gestionar el control de las fronteras. Todos los Gobiernos europeos queremos y tenemos la obligación de impulsar que la Unión Europea vaya más rápido, con más compromiso, con más recursos en materia de inmigración. Esto es lo que vamos a hablar en la próxima Cumbre de Finlandia y yo creo que existe determinación política, que es lo más importante.

P.- Yo quería referirme al tema de Gibraltar. Se han felicitado ustedes por un acuerdo que ha sido calificado por todo el mundo como histórico; pero me gustaría saber si a partir de ahora están ustedes dispuestos, a medio plazo, a volver a plantear sobre la mesa la discusión sobre soberanía.

Al Primer Ministro británico me gustaría preguntarle si ha pedido usted al señor Rodríguez Zapatero que haga un esfuerzo y traslade parte del contingente español en Afganistán al sur para reforzar a las tropas británicas.

Sr. Rodríguez Zapatero.- En relación con lo primero, con Gibraltar, valoro muy positivamente el clima de diálogo que hay ahora porque, sin que nadie renuncie a las posiciones de fondo, estamos gestionando mejor Gibraltar, a los gibraltareños y a los ciudadanos españoles, que lógicamente tienen una relación muy directa. Esto me parece positivo: una mejor gestión de Gibraltar que seguramente permitirá seguir dialogando con mucha más tranquilidad, independientemente de que cada uno mantenga las posiciones de fondo que son conocidas.

En relación con lo segundo, también puedo acotar que no hemos abordado ninguna cuestión relativa a Afganistán y, por tanto, nada me ha pedido el Primer Ministro; más bien, le he pedido yo cosas y consejos sobre el proceso de paz, en este caso.

Sr. Blair.- Creo que lo que ha dicho el Presidente Rodríguez Zapatero sobre Gibraltar es absolutamente cierto. No tengo nada que añadir.

Creo que la gente en Afganistán sabe que España está haciendo una importante contribución en otra parte de Afganistán y tal vez debamos aprovechar esta oportunidad para agradecer a España, al pueblo español y al Ejército español esa contribución y los sacrificios que han hecho. Creo que merece la pena que de vez en cuando nos acordemos de que Afganistán es un esfuerzo de la OTAN y que estamos trabajando juntos, todos nosotros, para garantizar que ese país no vuelva a ser un campo de entrenamiento de terroristas. Y quisiera rendir homenaje al trabajo que los soldados españoles han hecho en Afganistán, que ha sido muy valioso.

Sr. Rodríguez Zapatero.- Muchas gracias.

Transcripción literal de la rueda de prensa conjunta de Tony Blair y José Luis Rodríguez Zapatero celebrada el martes 3 de octubre de 2006.

Ibarretxe reitera su 'discurso' evidenciando su alegría

Por Documentación - 25 de Marzo, 2006, 7:40, Categoría: Discursos Institucionales

El lehendakari no quería perderse su foto y también compareció en la tarde para repetir su habitual discurso

Declaración Institucional del Gobierno Vasco con motivo del anuncio de ETA de alto el fuego

Manifestamos nuestra alegría porque, por fin, ETA ha escuchado a la sociedad vasca.

Como Lehendakari, y en nombre del Gobierno, deseo valorar positivamente el escenario de ilusión que la declaración de alto el fuego permanente de ETA ha suscitado en el seno de la sociedad vasca.

La sociedad vasca exige la desaparición plena y definitiva de todas las acciones y manifestaciones de violencia y demanda con firmeza el respeto de los derechos humanos y las libertades de todas las personas. En consecuencia, es obligación de ETA no frustrar nunca más la ilusión de nuestro Pueblo, y la de todos nosotros, Partidos Políticos e Instituciones hacer universal e irreversible el proceso de Paz.

Esta declaración de alto el fuego permanente de ETA supone un enorme alivio para toda la sociedad vasca y abre una ventana a la esperanza que nada ni nadie debe cerrar. Todos tenemos que trabajar para abrir definitivamente la puerta de un proceso de Paz que suponga el final dialogado de la violencia hasta lograr su completa desaparición. Todos tenemos que ser capaces de mostrar un reconocimiento sincero a todas las víctimas, que siente las bases del camino para la reconciliación en la sociedad vasca.

Como Lehendakari, le he transmitido al Presidente del Gobierno español, Sr. Rodríguez Zapatero, mi completa disposición personal y la de mi Gobierno, para allanar el camino del proceso de pacificación. Asimismo, le he transmitido mi compromiso para desarrollar con él, un proceso de diálogo leal y sincero sobre las cuestiones políticas referidas al Proceso de Normalización.

Somos conscientes de que el proceso abierto será complejo y no exento de dificultades. A este respecto, expresamos nuestra firme determinación para hacer que desaparezcan definitivamente de la sociedad vasca todo tipo de acciones y vulneradoras de derechos individuales y colectivos. Asimismo, manifestamos nuestro compromiso inequívoco con las vías exclusivamente políticas y democráticas para la solución del conflicto de naturaleza política existente en Euskal-Herria, respetando en todo momento el principio democrático irrenunciable de que las cuestiones políticas deben resolverse a través de los representantes legítimos de la voluntad popular.

Deseo hacer un llamamiento público a todas las fuerzas y sensibilidades políticas presentes en la sociedad vasca para que, asumiendo nuestra responsabilidad, aprovechemos esta oportunidad y nos comprometamos a trabajar conjuntamente para alcanzar un Acuerdo de Normalización Política que, posteriormente, sea ratificado, mediante consulta democrática, por la sociedad vasca.

A este respecto, quiero anunciar a los ciudadanos y ciudadanas vascas que he iniciado ya el contacto con los representantes de todas las fuerzas políticas vascas para valorar este nuevo escenario de esperanza y para plantearles el inicio de una fase preliminar de diálogo sin exclusiones, con el objetivo de concretar el calendario del proceso, los principios, metodología y los contenidos del diálogo, para abordar con garantías a continuación la constitución de la mesa de partidos, cuyo objetivo será alcanzar un acuerdo integrador para la normalización política que será sometido después a consulta popular.

La sociedad tiene que sentir como propio el proceso de paz y normalización política. No lo puede contemplar sólo como "una cuestión de políticos".

Tenemos que participar todos y cada uno de los hombres y mujeres que aquí vivimos y trabajamos. Tenemos el derecho y el deber de hacer este camino juntos.

Es verdad que la labor de los partidos políticos es insustituible, pero necesitamos la participación activa de la sociedad vasca.

Es la exigencia de la sociedad la que nos ha traído hasta aquí, la que ha abierto la puerta a la esperanza y será también el empuje de la sociedad vasca la que no permita volver atrás, la que demandará alcanzar acuerdos políticos, la que exigirá avanzar, participar y decidir.

Ha llegado la hora de que callen definitivamente las armas, de hacer entre todos y todas universal e irreversible la Paz.

Es tiempo de sentar las bases para la reconciliación en la Sociedad Vasca.

Ha llegado el momento de trabajar desde la política para lograr un Acuerdo de Normalización. Es tiempo de que la sociedad vasca pueda decidir, en paz y en libertad, su propio futuro.

Declaración Institucional íntegra del Presidente del Gobierno Autónomo Vasco pronunciada el 22 de marzo de 2006

El Presidente del Gobierno se dirige a la Nación

Por Documentación - 25 de Marzo, 2006, 7:37, Categoría: Discursos Institucionales

Buenas palabras, confianza, satisfacción y expresión de inclusión de todas las partes fueron las principales características de la intervención de ZP. No hubo novedades, tampoco las esperábamos.

Declaración institucional del Presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero tras el anuncio de ETA

Quiero expresar a la sociedad española, como he hecho hace un momento en el hemiciclo al conjunto de las fuerzas políticas, que el Gobierno va a abordar la nueva situación con prudencia, con calma, sabiendo que después de tantos años de sufrimiento estaremos ante un camino que será duro, difícil, y largo. Un camino que tenemos que recorrer todas las fuerzas políticas democráticas juntas. Que mi propósito y mi compromiso es lograr esa unidad de todos los partidos para que este camino concluya con el deseo mayoritario de todos los españoles, que es el fin de la violencia.

Quiero también expresar que en ese camino estará siempre presente, en mi espíritu, en mi ánimo, la memoria de las víctimas y el esfuerzo de todas las personas que han trabajado y trabajan para garantizar nuestra libertad y nuestra seguridad.

De manera singular, quiero también trasladar un llamamiento a  la sociedad vasca, a la sociedad que más directamente ha sufrido el dolor y el horror, para trasladarles un mensaje de confianza, de responsabilidad. Mi  confianza en la sociedad vasca como impulsora esencial para ver el fin de la violencia es una confianza plena.

Y a partir de ahí, también quiero decirles que en ese proceso que tenemos por delante iré con calma, con prudencia, cubriendo cada etapa y cada paso con el máximo concurso de las fuerzas políticas y, por supuesto, siempre en el ámbito de lo que es la democracia y la legalidad  que es, en definitiva, quien tiene que dar el empuje definitivo al fin de la violencia.

TURNO DE PREGUNTAS

- Por lo que hemos escuchado dentro del hemiciclo, el señor Rajoy ha ofrecido máxima colaboración de su grupo. Usted ha hablado con él esta mañana. ¿Qué impresión tiene de esa colaboración que le puede ofrecer el líder del principal partido de la oposición?

- Como ya conocen, tenemos la previsión de tener un encuentro la semana que viene, inmediatamente después de que este fin de semana celebre el Consejo Europeo en Bruselas, y mi predisposición, como he expresado, es de máxima confianza en el señor Rajoy y en el PP para esa tarea común que tenemos por delante. Es mi confianza en todos los demócratas, es mi confianza en la democracia, es mi confianza en la libertad. Con esa confianza, y sabiendo que estamos entre demócratas que desean, que han luchado por ver el fin de la violencia, sé que podemos caminar con tranquilidad, con serenidad y de la manera más unida posible. Tengo esa confianza hoy.

- Presidente, ¿se dan ya las condiciones para que usted pueda venir a esta Cámara a pedir autorización a la misma para abrir un proceso de paz, como decía la resolución que usted mismo promovió el pasado año?

- Me tomaré mi tiempo para contrastar lo que fue la resolución del Congreso de los Diputados en torno a un final dialogado con la banda terrorista ETA. Me tomaré mi tiempo. Creo que es esencial para caminar con certidumbre, para caminar con seguridad, para caminar con responsabilidad. Y por supuesto, durante todo ese tiempo hasta que comparezca en esta Cámara, si es que se dan las condiciones para ello, contare con las fuerzas políticas y, de manera muy singular, con el principal partido de la oposición, como ya he expresado y como creo que es mi obligación. 

Mi intención es reunirme en primer lugar con el señor Rajoy, posteriormente de manera inmediata con el lehendakari vasco, con el cual ya he conversado esta mañana y hemos quedado en vernos también de manera inmediata en los próximos días, y por supuesto, también hablaré con todas las fuerzas políticas, como es lógico y natural. Pero, por ese orden.

- ¿Del comunicado se deriva, en su opinión, que esto es un alto el fuego sin condiciones?

- Considero que tendremos por delante una tarea para llegar al objetivo que todos compartimos. Como he dicho y he reiterado podríamos estar en el principio del fin. Recordarán la frase que dije hace unas semanas y recordarán también que dije que sería largo, duro y difícil. Y creo que todos los españoles pueden entender esta afirmación, después de más de 30 años de horror y de terror. Y por ello, la democracia siempre sabe resolver hasta los problemas más difíciles y sin duda este es uno de los problemas más difíciles con los que se ha enfrentado y se puede enfrentar una democracia y desde luego con el que se ha enfrentado la democracia española.

Pero lo digo aquí en la soberanía del pueblo, he querido decirlo aquí en la soberanía del pueblo: el fin de la violencia tendrá el camino de la unidad de los partidos, de la democracia y de la ley. Y por supuesto, confío plenamente en que ese apoyo se va a producir. Igual que hemos actuado hasta aquí con la prudencia suficiente sabiendo que había una expectativa, que hoy ya es notoria, actuaremos con la misma prudencia para llegar al punto final de este drama histórico.

- ¿Presidente, se va a convocar el Pacto Antiterrorista?

- Creo que la reunión con el señor Rajoy es algo más incluso que el Pacto Antiterrorista, porque ese pacto tenía el concurso de los dos principales partidos y, desde luego, vamos a estar los dos líderes de los dos partidos reunidos y, además, creo que sin duda alguna iniciaremos una etapa positiva. Yo confío en ello.

Transcripción literal de la Declaración Institucional del Presidente del Gobierno pronunciada en el Congreso de los Diputados el 22 de marzo de 2006

Sesión de Control al Gobierno en el día del comunicado de la banda criminal

Por Documentación - 25 de Marzo, 2006, 7:33, Categoría: Discursos Institucionales

En la tarde del miércoles había programada la habitual sesión de control al gobierno. Izquierda Unida y el Partido Popular (no así CIU) modificaron la consulta centrándose, como por otro lado es lógico, en la declaración de ETA y ese ambiguo "alto el fuego permanente". Así se desarrolló la sesión:

Respuesta del Presidente del Gobierno a la pregunta de don Gaspar Llamazares, del Grupo Parlamentario de Izquierda Unida-Iniciativa per Catalunya Verds

Sr. Llamazares.- Señor Presidente del Gobierno, mi Grupo Parlamentario quería preguntarle sobre una de las leyes más importantes de la Legislatura, la Ley de Dependencia; pero hoy en España es más importante la dependencia, desgraciadamente, todavía de la presión, del terror y de la violencia. Por eso le pregunto, señor Presidente, cuál es la posición del Gobierno ante el alto al fuego declarado por la organización terrorista ETA.

Sr. Rodríguez.- Señor Llamazares, la posición del Gobierno es de cautela y de prudencia. Como he expresado en alguna ocasión y hoy reitero ante la Cámara, todo proceso de paz, después de tantos años de horror y de terror, será un proceso largo y difícil, difícil y largo. Por tanto, creo que a ese proceso estamos todos convocados y todos obligados.

El deseo del Gobierno es contar con todas las fuerzas políticas y pensar, ante todo, en la memoria de las víctimas y en las personas que han trabajado y trabajan tanto para proteger nuestra seguridad. En alguna ocasión, como usted sabe, he afirmado en esta Cámara que nos unía el espanto ante el horror. Confío en que ahora nos una la esperanza y nos una a todos de verdad. Ésa va a ser la posición y la manera de trabajar del Gobierno.

Sr. Llamazares.- Desde la prudencia, pero con esperanza; un día de esperanza que esta Cámara debe compartir con el conjunto de los españoles. Los españoles no están pesimistas, están esperanzados y esta Cámara también comparte su opinión.

Es un día para un avance colectivo, el avance de toda la sociedad española en la lucha frente al terror, porque hoy se abren la puerta y el camino para la paz; una puerta y un camino que serán largos, difíciles, pero que ya están, están aquí.

Nosotros, señor Presidente, queremos comprometer, en primer lugar, la solidaridad con las víctimas, con todas las víctimas; en segundo lugar, la generosidad, la misma generosidad que las instituciones comprometieron en procesos anteriores; por otra parte, la responsabilidad, la responsabilidad de las fuerzas políticas democráticas y de todos los poderes del Estado para que prime lo colectivo, para que prime el compromiso, sobre el partidismo o sobre la sobreactuación; para que primen el compromiso y la responsabilidad.

Por ese camino, señor Presidente, estamos convencidos de que finalmente, más temprano que tarde, llegará la paz.

Respuesta del Presidente del Gobierno a la pregunta formulada por don Josep Antoni Duran i Lleida, del Grupo Parlamentario Catalán de Convergència i Unió

Sr. Duran.- Antes que nada, también quiero expresar en nombre de nuestro Grupo Parlamentario la existencia en el mismo de una satisfacción prudente por el comunicado de ETA. No es, por supuesto, el final ni el que se pretende, pero creo que es una esperanza que hay que saber aprovechar. En cualquiera de los casos, este Grupo Parlamentario, entendiendo la importancia del mismo, aún sabiendo que en la hipótesis de que sea el principio del final será un proceso complejo, sí quiere expresar el apoyo al Gobierno y pedirle la prudencia necesaria; pero siempre los Grupos Parlamentarios que han ubicado en esta Cámara con el nombre de Convergència i Unió han expresado su apoyo a otros Gobiernos. Ustedes tienen el derecho y el deber de intentarlo e, incluso, el derecho y el deber de fracasar, si ése fuera el caso. En cualquiera de los supuestos, tendrá el apoyo de este Grupo Parlamentario.

Dicho esto, ETA no va a cambiar mi pregunta y, por tanto, yo quiero referirme a la que estaba formulada por escrito.

(…)

Sr. Rodríguez.- Gracias, señor Duran, por sus primeras palabras, que responden a una trayectoria de su Grupo que siempre en la lucha contra la violencia ha mantenido una actitud de responsabilidad, de ayuda y de cooperación a todos los Gobiernos de la nación.

(…)

Respuesta del Presidente del Gobierno a la pregunta formulada por don Mariano Rajoy, del Grupo Parlamentario Popular

  

Sr. Rajoy.- Permítame, en mis dos minutos y medio, decir lo siguiente. Esta mañana hemos conocido un comunicado de la organización terrorista ETA que no es el que más nos hubiera gustado. Es un comunicado que nos hubiera gustado que dijera que ETA se disolvía y ponía fin a sus actividades criminales. En su lugar, por cuarta vez en los últimos años, se nos ha anunciado un alto el fuego permanente. Ese alto el fuego permanente venía precedido de una declaración de tregua para Cataluña y de una afirmación de que no se atentaría contra políticos ni contra cargos electos.

En el mismo comunicado ETA nos recuerda cuáles son sus objetivos y nos impone sus condiciones. Creo que en una situación como ésta, como líder de la oposición y Presidente del Partido Popular, es mi responsabilidad el decir lo que pienso sobre este asunto.

Primero, no se puede negociar políticamente ni pagar ningún precio político a una organización terrorista porque, en ese caso, el terrorismo se convertiría en un instrumento para hacer política y los terroristas habrían ganado la batalla.

En segundo lugar, quiero decir que el Estado de Derecho, entendiendo por tal las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y el Poder Judicial, deben seguir funcionando aplicando la Ley.

Quiero decir que en estas condiciones yo le brindo mi apoyo y el de mi Grupo al Gobierno para no pagar precio político, para apoyar a las víctimas y para que el Estado de Derecho siga funcionando, y mi más estrecha colaboración dentro de los principios que marca el Pacto por las Libertades y contra el Terrorismo.

Sr. Rodríguez.- Señor Rajoy, quiero expresar nuevamente mi confianza plena en la democracia, en las instituciones de nuestro país y en el funcionamiento absolutamente de todo aquello que emana de la Constitución, de los valores de la libertad, y mi confianza en que este país ha sabido alcanzar objetivos importantes, que lo ha sabido hacer colectivamente y que lo ha sabido hacer con la voluntad detrás de la mayoría de la ciudadanía, con la responsabilidad, la prudencia y la serenidad suficiente.

Creo que la Cámara es consciente de que después del comunicado de ETA tenemos por delante un proceso de trabajo, que exige prudencia, calma, serenidad, responsabilidad, y que exige, ante todo, el concurso máximo de voluntades.

Si estamos ante una cuestión de Estado, como creo que todos podemos compartir, le puedo asegurar que el Gobierno va a hacer todo lo que está a su alcance para que esta cuestión la abordemos entre todos, y muy especialmente con usted, muy especialmente con el principal partido de la oposición. Lo necesita la democracia.

Seguramente todos sabemos que nos han separado muchas cosas en los últimos tiempos, pero yo tengo el convencimiento y la confianza en ustedes, que desean, igual que todos los españoles, el fin de la violencia y que lo desean hacer a través de la democracia, de la legalidad, de la sensatez.

Quiero desde aquí, señor Rajoy, expresarle que mi actitud con su Grupo y con usted va a ser de máxima información y de máxima colaboración para que podamos ver ese horizonte de esperanza que nos una. Lo he dicho en muchas ocasiones: para el Gobierno, para la inmensa mayoría de la Cámara y para toda la sociedad española quienes representan a un número tan importante de ciudadanos son esenciales para que este proceso concluya como todos deseamos. Créame, tengo la confianza en ustedes, que han luchado mucho por el fin del terrorismo y que han sabido mantener principios de libertad y principios de democracia y de constitución.

Como todos representamos esos valores, como tenemos el mismo deseo...

Respuestas del Presidente del Gobierno en la sesión de control parlamentario en el Congreso de los Diputados, miércoles, 22 de marzo de 2006.

La reacción del Partido Popular

Por Documentación - 25 de Marzo, 2006, 6:52, Categoría: Discursos Institucionales

Primera declaración con cierto contenido. El presidente del partido popular señala lo obvio: no hay abandono de las armas. Hay un cese temporal del asesinato.

Declaración del Presidente del PP, Mariano Rajoy, ante el comunicado de ETA

Señoras y señores, muy buenas tardes y muchas gracias por su asistencia a esta comparecencia, en la que pretendo fijar la posición del Partido Popular en relación con el comunicado que todos ustedes conocen.  

Saben que hace unos días comparecí ante todos ustedes y les dije, con ocasión de otro comunicado distinto, que el único comunicado de verdad importante que podía transmitir la organización terrorista ETA al conjunto de la sociedad española era el anuncio de su disolución y el fin de sus actividades criminales. Es lo que pienso desde hace muchos años. Eso es lo importante y esto no se ha producido.  

Hoy, por cuarta vez en los últimos años, se nos anuncia un alto el fuego, después de que hace dos años se nos anunciara una tregua en Cataluña y, poco tiempo después, una tregua que sólo afectaba a políticos, es decir, a cargos electos.  

Este alto el fuego que ahora se nos anuncia es una pausa, no es una renuncia a la actividad criminal. Supone reafirmar su voluntad de seguir existiendo, no se arrepiente de nada y no pide perdón a las víctimas del terrorismo.  

De nuevo, nos dicen que el objetivo es iniciar un proceso que conduzca al objetivo de siempre, que es el derecho de autodeterminación y, de nuevo, nos impone las condiciones de siempre.  

En estas circunstancias, quiero reafirmar lo que hemos dicho a lo largo de estos últimos años. No se puede pagar ningún precio político para el cese de una actividad terrorista, porque eso supondría convertir al terrorismo en un instrumento para hacer política y los terroristas habrían ganado y conseguido, treinta años después, los objetivos en base a los cuales y por los cuales asesinaron a muchísimas personas en el País Vasco y en el conjunto de España.  

En segundo lugar, quiero decir que el Estado de Derecho debe seguir cumpliendo sus obligaciones, tanto las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, como el Poder Judicial, y como la Administración Penitenciaria.  

Y por último, quiero decirles que el Partido Popular sigue estando dispuesto a colaborar con el Gobierno para derrotar al terrorismo en el marco del Pacto por las Libertades y contra el Terrorismo y que el Partido Popular está dispuesto a apoyar al Gobierno para que no pague ningún precio político, algo que no desean ninguno de nuestros compatriotas, y para que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado sigan trabajando, sigan cumpliendo su obligación, como es propio en un Estado de Derecho.  

Muchas gracias.

Declaración íntegra del presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, con la que fija la postura del PP ante el comunicado emitido en la mañana del 22 de marzo de 2006 por la banda terrorista ETA.

Declaración del PSOE tras el anuncio de ETA

Por Documentación - 25 de Marzo, 2006, 6:46, Categoría: Discursos Institucionales

Poco después comparecía el Portavoz del Grupo Parlamentario que tampoco aporta absolutamente nada.

Declaración del PSOE tras el anuncio de ETA

El Partido Socialista valora positivamente el comunicado de alto el fuego permanente anunciado hoy por ETA. Constituye una buena noticia para todos que hoy podamos vislumbrar un horizonte en el que la violencia terrorista desaparezca definitivamente de Euskadi y de España.

Es un momento para ser cautos y serenos y para recordar a las víctimas, a la espera de que las palabras vengan seguidas de los hechos que tanto tiempo hemos anhelado.

Pero también es un momento de esperanza, un momento para la unidad, hoy más que nunca, de todas las fuerzas políticas democráticas.

Texto leído por el portavoz socialista Alfredo Pérez Rubalcaba durante su comparecencia ante los medios de comunicación en el Congreso de los Diputados el 22 de marzo de 2006

Declaración de Mª Teresa Fernández de la Vega tras el anuncio de ETA

Por Documentación - 25 de Marzo, 2006, 6:39, Categoría: Discursos Institucionales

La primera reacción oficial vino de la mano de la vicepresidenta del gobierno. En realidad no dice nada, absolutamente nada, pero De la Vega fue preguntada en el Congreso de los Diputados y algo tenía que decir.

Declaración de Mª Teresa Fernández de la Vega tras el anuncio de ETA

Es una buena noticia para todos los españoles. El Gobierno tiene la obligación de ser más prudente que nunca. Toda cautela es poca y esperamos que todos nos acompañen en esta prudencia.

El Gobierno va a trabajar con todas las fuerzas políticas, de las que esperamos su apoyo. Es nuestro deseo y nuestra voluntad que esto sea el principio del fin.

Palabras de la vicepresidenta del Gobierno en el Senado tras el anuncio de ETA el 22 de marzo de 2006

Blog alojado en ZoomBlog.com